domingo, 30 de agosto de 2015

Leyes de espiritualidad



Cuánta energía se nos escapa pensando que no estamos haciendo las cosas correctamente, que todo podía haber sucedido de otra manera, que no estamos en el sitio o con la persona adecuada.
Hay unas leyes de la espiritualidad en India, las dos primeras dicen que “la persona que llega es la persona correcta” y que “lo que sucede es la única cosa que podía haber sucedido”.
Es relajante tomarse al pie de la letra estas leyes, porque dejas de enfrentarte a cualquier situación, o de vivir en la irrealidad de “yo quisiera esto o hubiera querido lo otro”.
Todos los problemas nos vienen de “pelearnos” con lo que tenemos, lo que somos, lo que hacemos. Demasiadas veces no estamos conformes con lo que nos ha tocado, en todos los terrenos, incluso en el espiritual. Siempre queremos más, no valoramos lo que poseemos.
En ese “combate” con la vida, lo normal es tensionarnos a tope, alejándonos de la serenidad que da la aceptación plena, el “sí quiero” incondicional.
La energía que empleamos en enfrentarnos la podemos utilizar para agradecer. Es un cambio sustancial que nos favorece a nosotros y a todo cuanto tocamos.
De lo que ha sucedido hasta ahora mismo no podemos cambiar ni una coma, lo que viene a partir de ahora lo ignoramos. Nos conviene “leer” en lo que ya ha sucedido, ver nuestra trayectoria y por dónde hemos sido conducidos, ver las ayudas recibidas, y aceptar personas y situaciones que rechazamos, pero que si están en nuestra vida es por algo.
Todo es para enseñarnos, incluso las enfermedades son nuestras maestras, con ellas aprendemos lecciones de vida auténtica, con sufrimiento incorporado, claro está.
Por las cosas agradables y por las que no lo son, demos gracias, porque lo que sucede es lo que tenía que suceder, no hay equivocaciones.

No hay comentarios: